Análisis de la evolución de las plantas de tratamiento mecánico-biológico de residuos en España



07/11/2015
Archivado en: Residuos , Nº176 Julio/Agosto 2014

En España, en torno al 51% de los residuos sólidos urbanos (RSU) son sometidos a un tratamiento mecánico-biológico (TMB) antes de su disposición final en vertedero. Las instalaciones donde se lleva a cabo el mismo se pueden clasificar en tres tipos diferentes, las plantas de recuperación y compostaje, las plantas de biometanización y compostaje y las plantas de compostaje de la fracción orgánica recogida selectivamente (FORS). En ellas, aparece una primera etapa de separación de los materiales recuperables para su posterior reciclado y en una segunda donde se transforma la fracción orgánica biodegradable en un material bioestabilizado o compost. Además, en las plantas de biometanización y compostaje también se obtiene biogás.

En este trabajo se han cuantificado y tipificado las instalaciones de TMB existentes actualmente en España, así como los procesos llevados a cabo en las mismas. Además, a partir de los datos recopilados se ha calculado la evolución en el tratamiento de los RSU en este tipo de instalaciones en los últimos años. Para ello se han analizado los flujos de materiales entrantes y salientes para cada uno de los tipos de plantas de TMB. Este trabajo puede ser una herramienta muy útil a la hora de estimar las necesidades futuras en cuanto a plantas de tratamiento y aprovechamiento de las distintas corrientes de materiales que salen de las mismas.

INTRODUCCIÓN

Hasta hace pocas décadas, la gestión de los RSU consistía en su eliminación mediante depósito en vertedero controlado. Sin embargo, en la actualidad ha experimentado una gran evolución para adaptarse a los principios del desarrollo sostenible.
Actualmente, distintas normativas de la UE y de España están potenciando que se lleve a cabo un mejor aprovechamiento de los residuos mediante los sistemas de recogida selectiva de diferentes materiales (vidrio, papel, cartón, aceites, envases, etc.) para su posterior reciclaje y el tratamiento previo al vertido de los residuos recogidos en masa o mezclados. Estas normativas tienen como objetivos la reducción del volumen generado y el aprovechamiento al máximo de sus recursos, consiguiendo de esa manera minimizar la cantidad de residuos enviada a vertedero.

En España la cantidad de RSU generados en el año 2011 fue de 23 millones de toneladas (INE, 2014), de las cuales 18,7 millones corresponden a RSU mezclados y el restos a RSU recogidos selectivamente, resultando una tasa de generación total de 1,35 kg/hab·día. De todos estos residuos, un 62% fue tratado en diferentes instalaciones, un 31% se vertió directamente en vertedero y un 7% se incineró directamente (figura 1).

Como se puede ver en la figura 1, el 51% de los RSU generados son sometidos a un tratamiento mecánico-biológico, siendo este el principal tratamiento para los RSU mezclados. Además, si se diferencia entre los distintos tipos de plantas, la mayoría son tratados en plantas de recuperación y compostaje (PRC), un 36%, seguidas por las plantas de biometanización y compostaje (PBC), con un 12%, y las plantas de compostaje de la FORS (PCFORS) con un 3%.

Estos datos sobre generación, composición y tratamiento de los RSU son publicados por organismos e instituciones oficiales, lo que permite conocer el estado actual de su tratamiento así como su evolución en los últimos años. A raíz de esto se han planteado los dos objetivos de este trabajo de investiga ción. El primero de ellos ha sido realizar un estudio mediante la consulta de diferentes fuentes de información para cuantificar y tipificar las instalaciones de TMB existentes actualmente en España, así como los procesos de tratamiento llevados a cabo en las mismas. El segundo objetivo ha sido establecer cómo ha evolucionado el tratamiento de los RSU en este tipo de instalaciones, determinando los flujos de materiales entrantes y salientes para cada uno de los tipos de plantas en los últimos años. A partir de estos datos se puede hacer una predicción futura y plantear estrategias de gestión a nivel de Comunidades Autónomas (CCAA) o a nivel nacional.

Descargar aquí para seguir leyendo.

Tags: .

855

RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.