Aigües de Barcelona, Endesa y Gas Natural Fenosa se unen al Programa contra la Pobreza Energética del AMB


188

18/02/2015

Aigües de Barcelona, Endesa y Gas Natural Fenosa, que suministran agua, luz y gas a más del 80 % de los consumidores del área metropolitana, se adhirieron ayer al Programa Metropolitano de Medidas contra la Pobreza Energética, un fondo creado por el Área Metropolitana de Barcelona (AMB) el pasado mes de diciembre y dotado con 5 millones de euros para evitar los cortes de suministro (de luz, gas y agua) debidos a la falta de recursos económicos.

 

El Vicepresidente ejecutivo del AMB, Antonio Balmón; el director general de Aigües de Barcelona, Ignacio Escudero; la directora general de Endesa en Cataluña, Isabel Buesa; y el director de Servicio al Cliente de Gas Natural, Josep Codorniu firmaron ayer el convenio de colaboración, un paso más para combatir un problema que se ha incrementado en el territorio metropolitano en los últimos años como consecuencia de la crisis económica.

 

Según el acuerdo, las tres grandes compañías se comprometen a no cortar el suministro del servicio a los impagados con perfil de pobreza energética y gestionar estos procedimientos con personal de las empresas mientras los servicios sociales municipales tramitan y valoran, caso por caso y según las pautas consensuadas con el organismo metropolitano, el abono de las facturas impagadas a través del fondo del AMB.

 

“En estos tiempos difíciles hay que ser sensibles con la realidad social. Para Aigües de Barcelona, este programa es un paso más de nuestro compromiso social con las personas que más lo necesitan”, declaró Escudero.

En este sentido, la directora general de Endesa en Cataluña, Isabel Buesa, subrayó la importancia del acuerdo suscrito: “En estos momentos de contexto social difícil, Endesa se muestra sensible con esta realidad y, por ello, está satisfecha de buscar los mecanismos más idóneos para facilitar una solución para aquellas personas que se encuentran en situaciones de vulnerabilidad económica”, señaló durante el acto. Por su parte, el director de Servicio al Cliente de Gas Natural, Josep Codorniu, recalcó la importancia de la colaboración y la coordinación de todos los agentes implicados para buscar vías de solución a este problema. La firma del acuerdo “demuestra la continuidad del compromiso de la compañía, que se ha mostrado sensible a las diferentes realidades de sus clientes y viene aplicando los mecanismos más adecuados para facilitar una solución a las personas que puedan encontrarse en situaciones de vulnerabilidad económica”, explicó.

 

Por otra parte, las suministradoras también se comprometen a dar apoyo económico al programa de información y formación que liderará el AMB y que está dirigido a las personas en situación o riesgo de pobreza energética, para que conozcan todas las posibilidades que ofrecen los sistemas públicos y las empresas privadas. Este programa también pretende enseñar a interpretar las facturas y las tarifas y conocer las posibilidades y los recursos que existen. “El asesoramiento y la formación también son factores clave y pueden permitir a muchas familias reducir parte de estos gastos fijos”, explicaron.

 

En este acuerdo, AMB asegura y avala la creación de un circuito de gestión —entre municipios, empresas de suministro y el organismo metropolitano— y ratifica su compromiso y su obligación de liquidar mensualmente el cómputo total de las facturas impagadas por los hogares metropolitanos, siempre por motivos de vulnerabilidad económica y pobreza energética. “El AMB se apoyará en los servicios sociales municipales, que son los que realmente tienen la experiencia para poder decidir”, señaló Antonio Balmón, Vicepresidente ejecutivo del AMB, durante el acto de firma del convenio.

 

Para activar de manera inmediata el programa metropolitano y que la ayuda llegue lo antes posible a la ciudadanía, el AMB ha decidido asumir la deuda de los impagados de suministros energéticos y de agua de 2014. Según los cálculos del organismo metropolitano, está previsto que este gasto sea, aproximadamente, de un millón de euros (1.000.000 €). El AMB formalizará este pago, que se extraerá del fondo de 5 millones de euros, en los próximos tres meses. “Siempre que los solicitantes se ajusten al perfil de pobreza energética o vulnerabilidad económica y a petición de los servicios sociales municipales de cada ayuntamiento”, recuerdan desde la oficina de gerencia del AMB, de acuerdo con lo establecido en el programa metropolitano.

 

“El programa dará un respiro a las familias más vulnerables del área metropolitana de Barcelona y esperamos que alivie sus dificultades”, declaró el Vicepresidente ejecutivo del AMB, que espera que en los próximos días también se firmen los correspondientes convenios con el resto de empresas que operan en el territorio metropolitano (Repsol Butano, Iberdrola, Aqualia, Sorea y Aigües de Catalunya). El AMB está llegando a un compromiso de adhesión con estas, que representan el 20 % restante del suministro a los consumidores del área metropolitana. El objetivo es lograr que no haya ningún corte de suministro de energía y agua por motivos de pobreza energética o vulnerabilidad económica. 



RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.