AIMPLAS presentará en HISPACK sus últimas innovaciones en envases activos, reciclados y biodegradables


186

08/04/2015

AIMPLAS, Instituto Tecnológico del Plástico, participará del 21 al 24 de abril en el Salón Internacional del Embalaje Hispack, en Fira de Barcelona. Su expositor en el pabellón 2 del recinto ferial Gan Vía de Fira Barcelona estará ubicado en número T7 del nivel 0 y contará con una superficie de 45 metros cuadrados. Como en ocasiones anteriores, el centro tecnológico presentará en el certamen sus innovaciones más recientes en envase y el resultado de proyectos europeos como PLA4FOOD, BANUS y BIO4MAP.

 

El sector del envase y embalaje representa el 45% del consumo de plástico en el mundo, por lo que es el sector de mayor actividad para AIMPLAS. Desde hace 25 años, el centro tecnológico trabaja en el desarrollo de envases innovadores tanto por los materiales empleados como por su funcionalidad.

 

Dentro del área de materiales destaca el desarrollo de estructuras multicapa para aumentar la vida útil de los alimentos, los bioplásticos, el uso de plástico reciclado y los envases activos. Es el caso del proyecto PLA4FOOD, coordinado por AIMPLAS que se presentará en HISPACK y que engloba varios de estos materiales y estructuras. Se trata de un envase activo biodegradable multicapa para productos frescos. Fabricado a partir de un termoplástico procedente de fuentes renovables (PLA-ácido poliláctico), el envase está además funcionalizado con aditivos naturales que le confieren propiedades antioxidantes, antibacterianas y antifúngicas para aumentar el tiempo de vida de los productos envasados. La aplicación principal de estos nuevos envases activos es el envasado de productos frescos como frutas y verduras preparadas, lavadas y envasadas sin la incorporación de aditivos ni conservantes en el alimento.

 

 

Envase multicapa biodegradable para pasta fresca y quesos

 

Otro de los proyectos en los que participa AIMPLAS y que estará presente en el expositor del centro tecnológico en HISPACK es BIO4MAP. Bajo la coordinación de AIMPLAS, este proyecto persigue desarrollar un nuevo envase transparente, multicapa, barrera, totalmente biodegradable y reciclable para pasta fresca y diferentes tipos de quesos que necesitan un empaquetado en atmósfera modificada.

 

En su diseño se combinarán al menos dos tipos de materiales termoplásticos y biodegradables, principalmente el poliácido láctico (PLA) y el alcohol de polivinilo (PVOH). El primero de ellos posee unas excelentes propiedades mecánicas y alta transparencia, mientras que el segundo ofrece una buena barrera a los gases y además es soluble en agua, lo que hace posible que el envase sea reciclable y biodegradable. Para aumentar el efecto barrera contra el vapor de agua de ambos materiales, se aplicará un recubrimiento biodegradable constituido por ceras naturales procedentes de residuos agrícolas que cubrirá la capa externa del embalaje multicapa.

 

Las distintas capas de este innovador envase estarán unidas por una nueva generación de adhesivos biodegradables, que también se desarrollan en el proyecto. Gracias a esta compleja estructura, se logrará un envase biodegradable y fabricado mayoritariamente con materiales procedentes de fuentes renovables que alargará la vida útil del alimento al menos en la misma medida que los envases fabricados con materiales convencionales.

 

 

Materiales reciclados en envase alimentario

 

BANUS es otro proyecto europeo coordinado por AIMPLAS que el centro exhibirá en HISPACK. En este caso, el desarrollo de barreras multicapa hace posible el empleo de plástico reciclado en la elaboración de envases para alimentación manteniendo la seguridad alimentaria.

 

El principal objetivo del proyecto es el  desarrollo de nuevas estructuras multicapa para aplicaciones de envasado de alimentos. Y su  gran reto es garantizar  la eficiencia de las barreras funcionales para  comprobar la seguridad de los alimentos cuando se utilizan materiales reciclados (plástico y papel), incluso cuando proceden de procesos de reciclaje no autorizados; en definitiva, que sea independiente de la calidad de éstos.

 

Desde el punto de vista medioambiental, la sustitución de un porcentaje de material virgen  por material reciclado en las estructuras seleccionadas será estudiada para desarrollar estructuras de envase de alimentos respetuosas con el medioambiente.

 

Mientras que desde el punto de vista de la seguridad alimentaria, y como el principal requisito de la comida envasada es garantizar siempre la seguridad de la misma para los consumidores, la sustitución se conseguirá después de evaluar las barreras funcionales situadas entre las capas recicladas y los alimentos.

 

Se trata de proyectos que han recibido subvención de la Unión Europea bajo el Séptimo Programa Marco para la Investigación, Desarrollo Tecnológico y Demostración, bajo el número de contrato nº 606572 (BANUS) – 606144 (BIO4MAP) – 262557 (PLA4FOOD).

 

El expositor de AIMPLAS tendrá una superficie de 45 metros cuadrados, será el número T7 y estará ubicado en el nivel 0 del pabellón 2 del recinto ferial de Gran Vía



RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.