Castilla y León y Dinamarca impulsarán el desarrollo de redes térmicas con energías renovables en la región


195

22/09/2015

Los consejeros de Economía y Hacienda del Gobierno de Castilla y León, Pilar del Olmo, y Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, firmaron ayer con el embajador de Dinamarca en España, John Nielsen, una declaración de intenciones dirigida a impulsar el desarrollo de redes térmicas alimentadas con energías renovables en Castilla y León. El documento también ha sido suscrito por la Asociación Española para la Valorización de la Biomasa (Avebiom) y la patronal danesa del sector, Danish Board of District Heating (DBDH), representadas respectivamente por Javier Diez y Morten Duedahl.

 

Los sistemas centralizados de calor existen desde finales del siglo XIX y su utilidad radica en que permiten abastecer de energía térmica a más de un edificio. Su tamaño es muy variable: desde el necesario para dar servicio a dos edificios contiguos, hasta una gran instalación capaz de proporcionar calor a una ciudad entera. Siempre constan de una central con una caldera alimentada por cualquier combustible, desde la que se distribuye la energía mediante bombas eléctricas y tuberías de agua caliente.

 

Dinamarca es uno de los países donde este tipo de redes tiene mayor tradición, hasta el punto de que en la década de los sesenta se llegaron a construir más de 400, en buena medida de promoción municipal. De ahí el interés de la Junta por intercambiar experiencias con el estado nórdico para potenciar el uso de esta tecnología en la Comunidad, puesto que implica un menor coste energético debido a las economías de escala y, sobre todo, puede contribuir de manera decisiva al desarrollo del medio rural si en lugar de combustibles fósiles se utilizan recursos renovables autóctonos.

 

Tanto la Junta como la Embajada de Dinamarca en España coinciden en que en este campo es interesante contar con el conocimiento del sector que pueden aportar dos agrupaciones empresariales, la española Avebiom y la danesa DBDH, lo que ha motivado que ambas organizaciones hayan sido invitadas a rubricar el acuerdo.

 

 

Intercambio de información y encuentros de negocios

 

La declaración de intenciones suscrita hoy, que tiene una vigencia de un año, establece que la colaboración entre Castilla y León y Dinamarca se plasmará en el intercambio de información relevante para ambos territorios materia de redes térmicas, la realización de actividades conjuntas, la organización de encuentros de negocios entre compañías del sector y el apoyo a la relación entre delegaciones empresariales, científicas e institucionales para ampliar las relaciones comerciales.



RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.