Inaugurado el saneamiento de la cuenca media-alta del Asón en Cantabria tras una inversión de 9 millones de euros


188

24/02/2015
Archivado en: Agua , Otros , España

El presidente de Cantabria, Ignacio Diego, ha inaugurado el saneamiento de la cuenca media-alta del Asón, que comprende a los municipios de Ramales de la Victoria y Rasines. El Gobierno cántabro ha invertido 9.162.224 euros en la construcción de la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) de Rasines, ubicada en la localidad de Gibaja, y su conexión con los diferentes núcleos de la comarca por medio de una red de colectores que sobrepasa los 20 kilómetros de longitud.

 

Ignacio Diego ha destacado la inversión realizada por el Gobierno para completar el saneamiento de esta comarca y hacerlo, además, atendiendo a las particularidades del río Asón, lo que ha llevado a un "sobreesfuerzo añadido" para que las aguas se viertan "con altísimos niveles de calidad".

 

El presidente ha recordado que esta actuación se enmarca dentro del Plan de Infraestructuras Hidráulicas puesto en marcha por el Ejecutivo cántabro, que ya materializado inversiones por valor superior a los 120 millones de euros, a los que "en breve" se sumarán otros 21 millones para la conclusión del tramo Cicero-Colindres de la Autovía del Agua y las conexiones con Santander, Camargo y Bezana.

 

Un Plan que, según ha añadido, nace de un "ejercicio de priorización, planificación y sostenibilidad" que ha permitido al Gobierno rebajar en esta legislatura los costes de gestión de las depuradoras cántabras de 18 a 15 millones de euros, y esto pese a que el número de instalaciones de este tipo se ha incrementado de 30 a más de 40.

 

Finalmente, ha señalado que la EDAR de Rasines ha sido concebida pensando en el futuro, ya que su capacidad va "más allá" de las demandas actuales de la comarca y tiene margen atender a futuros crecimientos poblacionales.

 

Ignacio Diego ha estado acompañado en el acto inaugural, entre otras autoridades, por el consejero de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Urbanismo, Javier Fernández, y los alcaldes de Ramales, José Domingo San Emeterio, y Rasines, Jaime Bonachea, respectivamente.

 

Javier Fernández ha explicado que, a pesar de que con esta actuación se llega ya a la práctica totalidad de las viviendas de los núcleos de Ramales y Rasines, el Plan General de Abastecimiento y Saneamiento de Cantabria contempla nuevas inversiones en estos municipios para alcanzar el 100% de casas conectadas al sistema de saneamiento, que es el objetivo que persigue el Gobierno en el conjunto de nuestro ámbito territorial.

 

Por su parte, tanto José Domingo San Emeterio como Jaime Bonaechea ha agradecido el esfuerzo del Gobierno de Ignacio Diego para completar la red de saneamiento en sus municipios.

 

 

Características de la EDAR

 

El saneamiento inaugurado, que forma parte del Plan Director de Saneamiento y Depuración de Aguas Residuales de Cantabria, recoge las aguas residuales de los núcleos de Ramales, Riancho, Bárcena y Gibaja (pertenecientes al municipio de Ramales de la Victoria), y de Rasines, El Cerro y Helguera (en el municipio de Rasines), y las conducen hasta la nueva Estación Depuradora de Aguas Residuales de Rasines.

 

LA EDAR está dotada de dos unidades de permeado con capacidad para 75 metros cúbicos por hora nominal y 150 metros cúbicos en horas punta. Inicialmente, las aguas se someten a un tratamiento biológico de fangos activados con biorreactor de membrana, fase en la que se incluyen los procesos de nitrificación-desnitrificación y donde se trabaja a caudal regulado gracias a un tanque de tormentas. A continuación del reactor, el proceso continúa en las balsas de filtración a través de membranas tubulares, lo que permite alcanzar el elevado rendimiento exigido. Finalmente, se realiza el vertido al cauce del río Asón, no sin antes comprobar que se han alcanzado los valores exigidos de depuración.

 

La línea de fangos se completa con un espesador y un equipo de deshidratación centrífugo.

 

El trazado de los colectores construidos responde a la necesidad de recoger, de la manera más eficiente posible, los vertidos de aguas residuales hasta la EDAR. La red de colectores, tanto en presión como en gravedad, sobrepasa los 20 km de longitud, con diámetros comprendidos entre 315 mm a 600mm. Los materiales empleados en las tuberías de colectores han sido PVC y PRFV, en los tramos en gravedad, y polímeros orientados, para los tramos en presión.

 

Además, se incluyen 7 pozos de bombeo, uno en cada núcleo de población, y 4 tanques de tormenta, dotados todos ellos de los equipos, accesorios e instalaciones necesarias para su correcto funcionamiento, así como la red de suministro eléctrico. Adicionalmente, se ha instalado una conducción de 200 mm de diámetro para un abastecimiento por gravedad, que posibilitará llevar los caudales procedentes del depósito de Ramales de la Victoria hasta el polígono industrial ubicado en Riancho.

 

Asimismo, se ha construido una pasarela peatonal de madera laminada de un sólo vano de 48 metros de luz, con el fin de resolver el paso peatonal entra la población de Ramales de la Victoria y el parque de Gandasón, pasarela que, al mismo tiempo, alberga los colectores de saneamiento, lo que permite pasar las aguas residuales a la margen izquierda del río Asón.

 

Dentro de la parcela de la EDAR se ha reservado un espacio que permita en el futuro una duplicación de la planta.



RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.