UNTHA Ibérica completa nuevas instalaciones en México


303


UNTHA Ibérica sigue expandiendose agilmente por el mercado latinoamericano de tratamiento de residuos. Tras anteriores instalaciones, en los últimos meses a completado dos nuevas en México. La última instalación completada por la división española del fabricante austriaco de trituradores es para una empresa mexicana dedicada al tratamiento de Residuos Peligrosos Biologicos Infecciosos (RPBI), Neutratec.

 

Radicada en el DF, su objetivo es, en palabras de su CEO Alejandro Furzyfer: "Aplicar la más alta tecnología al servicio del medio ambiente, brindando asesoría y servicio integral en el manejo de residuos, dando cumplimiento a las normas ambientales actuales establecidas para hospitales, clínicas, laboratorios y centros de salud".

 

Ofreciendo la recogida, transporte, tratamiento y disposición final, Neutratec pone a disposición de sus clientes del Distrito Federal, Toluca y el estado de Mexico un servicio integral avalado por muchos años de actividad.

 

La capacidad de tratamiento viene marcada por los ciclos del autoclave, siendo actualmente de 700 kgs de residuo cada 45 minutos.

 

Según el Furzyfer, "En nuestras modernas instalaciones, contamos con la más avanzada tecnología en tratamiento de residuos peligrosos, nuestro equipo de esterilización rotativa supera las normas internacionales, y nuestros transportes están equipados y cumplen con todos los requisitos oficiales para transporte de RPBI tales como unidad de refrigeración, charolas antiderrames y contenedores especializados. Por ello, buscamos un sistema de trituración que cumpliese con los altos standares de nuestra empresa, por eso apostamos por el sistema de 4 ejes de UNTHA".

 

La elección del equipo UNTHA está fundada en sus múltiples referencias en el campo de los residuos hospitalarios, su alta disponibilidad y su gran resistencia a impropios.

 

Otro aspecto de peso a la hora de tomar la decisión, fue la existencia de un servicio técnico altamente cualificado a nivel local.

 

La instalación incluyó los sistemas de carga y descarga, especialmente preparados para un residuo "agresivo" como el que gestiona la empresa.

 

El sistema completo consiste en una unidad de esterilización, el sistema de trituración y un prensado final para completar la reducción de volumen y facilitar la logística del transporte.



RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.