Urban River Lab, un laboratorio pionero para mejorar la gestión de los ríos altamente modificados


200

07/05/2015
Archivado en: Agua , Otros , España

Mejorar la calidad y el estado ecológico del agua ya tratada que sale de las estaciones depuradoras y contribuir a una gestión más eficiente de los recursos hídricos son los principales objetivos del Urban River Lab (URL), una plataforma experimental al aire libre ubicada en la estación de aguas residuales (EDAR) de Montornès del Vallès (Barcelona).

 

Este laboratorio, pionero en todo el Estado en el ámbito de la investigación de ecosistemas fluviales, contribuirá a desarrollar estrategias alternativas y técnicas innovadoras que mejoren la gestión de los ríos altamente modificados. La nueva infraestructura ha sido desarrollada por equipos de investigación con una destacada trayectoria en el estudio de la capacidad de autodepuración de los sistemas fluviales, que han dirigdo los expertos Francesc Sabater, del Departamento de Ecología de la UB; Eugènia Martí, del Departamento de Ecología Continental del Centro de Estudios Avanzados de Blanes (CEAB-CSIC), y Albert Sorolla, de la empresa Naturalesa Conservació, con la colaboración del Consorcio para la Defensa de la Cuenca del Besòs, el Ayuntamiento de Montornès del Vallès y el proyecto Cleanleach, de tratamiento de lixiviados.

 

 

Mejorar la gestión de los ecosistemas fluviales

 

El equipamiento consta de dieciocho canales fluviales (de 12 m de largo y 60 cm de ancho) y doce piscinas adicionales (mesocosmos de humedales). Estos canales, que simulan el comportamiento de los ríos urbanos, se han diseñado para llevar a cabo ensayos experimentales que evalúen los efectos de los efluentes de depuradora —que suelen contener patógenos fecales y contaminantes difícilmente eliminados por las depuradoras convencionales— sobre los ríos receptores.

 

Entre otras líneas de trabajo, los expertos analizarán los efectos de diferentes sistemas naturales (plantas y sustratos como arena, grava, piedras, etc.) en la mejora de la calidad del agua efluente ya depurada de estas estaciones. El objetivo de la nueva infraestructura, que está operativa desde diciembre, es mejorar la comprensión del papel de los diferentes compartimentos del ecosistema fluvial y analizar los mecanismos naturales que pueden contribuir a reducir los impactos ecológicos sobre el funcionamiento y la biodiversidad de los ríos receptores.

 

 

«Esta infraestructura nos permite abordar preguntas concretas surgidas de la experiencia previa, con el fin último de contribuir a una mejor gestión de nuestros ríos, tanto desde el punto de vista de la calidad del agua como del ecosistema fluvial», explica el profesor Francesc Sabater, responsable del proyecto.

 

 

El URL está enmarcado en el proyecto Interfaces (Interfaces ecohidrológicas para la transformación de los flujos de intercambio de los ecosistemas y los ciclos biogeoquímicos), un destacado proyecto de investigación de las redes de formación inicial (ITN) de las acciones Marie Curie de la Unión Europea.



RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.