Empieza el plazo de prórroga forzosa del servicio público de abastecimiento agua de Terrassa

El Ayuntamiento niega que los acuerdos del Pleno hayan sido suspendidos por orden judicial


1179

14/12/2016
Archivado en: Agua , Otros , Cataluña

La concesión de la gestión del servicio público de abastecimiento de agua otorgada a Mina Pública de Aguas de Terrassa S.A termina el dia 9, después de 75 años. Con la finalización del contrato todos los bienes afectos al servicio revierten en el Ayuntamiento. Por acuerdo del Pleno, Mina continuará prestando el servicio durante 6 meses y dispondrá de los bienes, que quedarán cedidos y a su disposición. En ningún caso, como se ha publicado en algunos medios de comunicación en las últimas horas, este y los demás acuerdos adoptados y aprobados el pasado 1 de diciembre, han sido suspendidos de forma cautelar.

Desde el Ayuntamiento se tiene constancia del contencioso presentado por Mina Pública de Aguas de Terrassa S.A contra los acuerdos aprobados en el último Pleno municipal, tales como la extinción del contrato de concesión, la prórroga forzosa y la reversión de los bienes. También consta que se ha pedido la suspensión de ejecución de estos acuerdos, pero no de manera urgente, petición esta última que ha sido desestimada por parte del juzgado. Al respecto de este contencioso interpuesto, el Ayuntamiento tiene diez días para hacer alegaciones a la solicitud de suspensión de los acuerdos, una vez el juzgado envíe la demanda presentada por Mina al Ayuntamiento por correo ordinario, lo que todavía no se ha producido.

En cuanto a la información al respecto de una citación por parte del Departamento de Trabajo de la Generalidad de Cataluña a una mediación para informar sobre cómo se producirá la subrogación de los trabajadores y trabajadoras, y sobre si se garantizarán sus derechos, el Ayuntamiento acudirá como corresponde, e informará a la Generalitat que la subrogación se producirá con todas las garantías para los trabajadores una vez agotada la prórroga de seis meses aprobada por el Pleno.

Estos recursos, así como las informaciones difundidas de manera errónea, son una acción más de la campaña en la que se acusa al Ayuntamiento de no querer encontrar una solución al debate sobre la titularidad del servicio del agua en la ciudad. El Ayuntamiento de Terrassa reitera, una vez más, que el contrato de concesión del año 1941, ha llegado a su fin y que la titularidad del servicio le corresponde.

Existe una profunda discrepancia de fondo sobre el contrato de concesión que termina, y el Ayuntamiento admite el derecho de Mina de presentar los recursos y actos judiciales que crea adecuado, pero siempre con la veracidad y legalidad que le corresponde a un tema tan serio como el de la decisión de la gestión de un bien común, como es el agua.

Tags: .


RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.