Entrevista a Isabel Martín García, Investigadora y técnico de proyectos en CENTA

Isabel Martín García es Doctora en Biología por la Universidad de Sevilla, lleva 15 años trabajando en CENTA


1311

14/07/2016

Entrevista extraída de la página web de CENTA


Isabel Martín García es Doctora en Biología por la Universidad de Sevilla, lleva 15 años trabajando en CENTA, donde su principal área de conocimiento se ha centrado en el tratamiento de las aguas residuales y su reutilización mediante tecnologías extensivas, así como en los aspectos biológicos de dichas aguas. Ha sido responsable de Laboratorio en el Centro de Transferencia Tecnológica de Tetuán (Marruecos) en materia de depuración de aguas residuales y Experta Nacional AENOR para la ISO/TC282/SC1 (Treated wastewater re-use for irrigation).

Actualmente, es colaboradora del Grupo de Nematología Aplicada (trabajando en un proyecto de nematodos fitoparásitos) de la Facultad de Biología de la Universidad de Sevilla, asistente honoraria del Departamento de Microbiología y Parasitología de la Facultad de Farmacia, también de la Universidad de Sevilla, Vocal en el Órgano Técnico de Trabajo de Normalización 149 “Ingeniería del Agua”, Experta Nacional AENOR para la ISO/TC282/SC2  (Water re-use in urban areas) e ISTO/TC282/SC3 (Risk and performance evaluation of water re-use systems) y Miembro de la Global Wastewater Initiative (GW2I)-UNEP.

Coautora de numerosas publicaciones, ha participado en numerosos eventos, reviews y proyectos, tanto nacionales como internacionales, en el marco del tratamiento y la reutilización de las aguas residuales a pequeña escala; donde los humedales artificailes adquierenun gran protagonismo.

Era necesario charlar un rato con Isabel, por su trayectoria, vinculación en CENTA y coincidiendo con su participación en la clausura del proyecto LIFE-Albufera, nos sentamos a hablar unos minutos para acercar a otro integrante de la fundación.

 

Después de toda tu trayectoria mirar hacia el pasado pueda dar vértigo. ¿Cómo comenzaste en el sector de la reutilización de aguas residuales?

Una vez terminada la licenciatura, comencé el doctorado en estudios de poblaciones zooplanctónicas en el embalse de Torre del Águila en Utrera, que me sirvió de enlace para posteriormente incorporarme a CENTA al proyecto que entonces se ejecutaba en Tetuán.

Los 3 años que pasé como responsable de Laboratorio en el Cetnro de Transferencia Tecnológica de Tetuán me permitió seguir avanzando y especializándome en los tratamientos de reutilización de aguas residuales.

¿En qué aspectos se centra la investigación en materia de Reutilización?

Principalmente en verificar y mejorar la eficacia de las tecnologías/procesos existentes, con el objetivo de que el agua regenerada presente la calidad exigida para un uso final; así como en el desarrollo de nuevas tecnologías/procesos y en la evaluación integrada de los proyectos de regeneración y reutilización.

Sin embargo, aún queda mucho por optimizar las tecnologías o procesos más avanzados y aquellos de bajo coste, más adecuados para zonas rurales o pequeñas comunidades, donde se evidencia que los avances tecnológicos no son tan notorios, surgiendo la necesidad, cada vez mayor, de fomentar la I+D+i en dicho ámbito.

Sobre la Reutilización donde tienes tu principal actividad en CENTA. ¿Qué crees que ofrece el Centro de Nuevas Tecnologías del Agua en este ámbito?

En el marco de la regeneración y reutilización de las aguas residuales, CENTA cuenta con una amplia experiencia, tanto a nivel nacional como internacional. Desde hace unos años, la línea de reutilización se ha convertido en una de las principales apuestas de la Fundación, enfocando sus investigaciones al establecimiento y mejora de la eficacia de las tecnologías de regeneración, de especial aplicación en pequeños núcleos o zonas desfavorecidas, adecuando dichas tecnologías a los estándares de calidad requeridos para los distintos usos. En este sentido son varios los proyectos y actividades que actualmente se están llevando a cabo, a distintos niveles, tanto regional, nacional como internacional.

Hace unos días que has vuelto de la jornada clausural del proyecto LIFE Albufera, ¿qué vinculación tiene con CENTA?

El enlace principal radica en el uso de humedales artificiales como herramienta para la conservación y restauración de los ecosistemas naturales, ya que CENTA trabaja en este campo.

Mi participación durante el día de la clausra fu en la Mesa de Debate: “La cantidad y calidad del agua, necesidad clave para la supervivencia de los humedales”.

Volviendo a tu trabajo en la fundación, y tras todos estos años, ¿qué hay de CENTA en tí como investigadora? ¿e Isabel a CENTA?

El contínuo aprendizaje y la oportunidad de desarrollarme como profesional en lo que verdaderamente me gusta.

En mi caso, como les pasa al resto de mis compañeros; aportar nuestra experiencia y visión para la generación de proyectos ilusionantes.

¿Podrías destacar algún proyecto en concreto?

Hay uno en especial, dentro del marco de la reutilización está el REAGUAM; cuyo valor añadido es que el agua residual urbana, una vez depurada y regenerada mediante procesos físico-químicos y biológicos, se utiliza para regar Jatropha curcas, una planta tropical cuyas semillas, parecidas a la aceituna, contienen una aceite no comestible que se pude transformar en biodiésel.

También con carácter más internacional está el SARASWATI porque me ha permitido viajar y conocer otras experiencias en reutilización en un destino tan interesante como es India.

Tags: .


RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.