Renovación del saneamiento de la vaguada de Anoeta en San Sebastián

Se trata de la primera fase de unas obras que permitirán en un futuro conducir a la EDAR de Loiola las aguas residuales que actualmente se vierten a la regata


532

El diputado de Medio Ambiente y Obras Hidráulicas, José Ignacio Asensio, el director general de URA, Antonio Aiz, y la presidenta de la Mancomunidad de Aguas del Añarbe, Miren Jaione Hervás, han firmado un convenio de colaboración para ejecutar la primera fase de las obras de saneamiento de la vaguada de Anoeta (San Sebastián). Las obras cuentan con un presupuesto de 4.403.888 euros y su finalización está prevista para finales de 2023. 

Las obras permitirán en un futuro conducir a la EDAR de Loiola las aguas residuales que actualmente se vierten a la regata, separándolas de las aguas pluviales que continuarán llegando al río Urumea. Los firmantes del convenio han coincidido en el beneficio ambiental de este tipo de actuaciones que permiten mejorar la calidad del agua de nuestros ríos y del mar.

José Ignacio Asensio ha recordado que el objetivo principal de su Departamento es “reforzar las garantías de los sistemas de abastecimiento de agua y completar el saneamiento de las aguas residuales, lo cual conlleva un gran beneficio medioambiental”. “Gracias a la inversión material y humana realizada la salud de nuestros ríos y la calidad del agua en nuestras casas es muy superior a la del resto de comunidades”, ha declarado Asensio. 

Por su parte, Jaione Hervás ha agradecido a los responsables de las otras dos entidades “el apoyo económico y técnico para llevar a cabo esta actuación en el principal municipio de la Mancomunidad que permitirá finalizar un proyecto muy esperado desde hace ya algunos años”.

 Finalmente, Antonio Aiz ha confirmado que “URA inició el proceso de licitación de las obras a finales de diciembre y contemplamos que las obras estén a pleno rendimiento para primavera, se trata de unas actuaciones con una duración estimada de 18 meses”. Aiz se ha felicitado por “dar solución a un vertido complicado, ya que no se cumplían los requerimientos de calidad que deben tener las aguas que son devueltas al cauce”. Ha concluido destacando que “desde el URA continuaremos mejorando el ciclo integral del agua y haciendo frente al déficit infraestructural”. 

 

Descripción del proyecto de saneamiento 

La regata Anoeta tiene su origen en las proximidades del túnel de Aiete de la variante A-8 y desemboca en el Urumea aguas abajo del puente de la Real Sociedad; está canalizada en todo su recorrido y presenta tres tramos diferenciados: Aiete-Velódromo, zona de Anoeta y Anoeta-Urumea. Concentra las aguas de escorrentía rural y los vertidos procedentes de núcleos tales como Puio-Lanberri, Errondo, Miramon, Hospitales, Ilunbe, Anoeta y otros menores. En definitiva, es un canal cubierto al que vierten todo tipo de aguas. 

El proyecto de saneamiento de la vaguada de Anoeta incluye la construcción de una amplia red de colectores con el objeto de captar las aguas residuales que vierten a la regata, para concentrarlas en un punto de la zona deportiva (junto a las piscinas Paco Yoldi) y conducirlas a la EDAR de Loiola. 

Las obras de esta primera fase objeto del convenio permitirán ejecutar el tramo final del nuevo colector general y materializar su conexión con la EDAR de Loiola, y son especialmente singulares dentro del conjunto de las actuaciones a llevar a cabo para resolver el saneamiento de Anoeta:  Consisten en la ejecución de una hinca con inicio en un pozo en la zona deportiva de Anoeta y término en otro pozo situado en las instalaciones de la EDAR de Loiola. La hinca proyectada consiste en ejecutar un microtúnel, con la técnica de perforación con escudo cerrado. 

En ligera pendiente por la diferencia de cotas, la hinca transitará por el sustrato rocoso de la loma de Zorroaga, para crear una galería visitable de hormigón armado de 1,6 metros de diámetro que aloje en su interior la conducción de saneamiento de 600 mm de diámetro. 

Los pozos son necesarios tanto para la ejecución de la hinca propiamente dicha como, una vez terminada la obra, para el control y mantenimiento de la galería y del colector de saneamiento. Una vez ejecutadas las fases posteriores de las obras de saneamiento, se prevé que el citado pozo de Anoeta se constituya como pozo de reunión donde confluyan los colectores y ramales proyectados. 

El coste de las obras de la primera fase asciende a 4.403.888 millones de euros y su financiación se costeará por las tres entidades prácticamente a partes iguales (34% por URA; 33% por el Departamento de Medio Ambiente y Obras Hidráulicas de la Diputación Foral de Gipuzkoa y otro 33% por Aguas del Añarbe). El proyecto ha sido redactado por Aguas del Añarbe y será URA la que ejecute las obras.

RRSS


RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA