Retos en la evaluación del impacto ambiental en el sector agroalimentario


1420

19/01/2016

La creciente demanda social de productos ambientalmente comprometidos hace que sea necesaria una cuantificación ambiental rigurosa a través del análisis del ciclo de vida. La investigadora del IRTA Assumpció Antón ha explicado los retos que actualmente hay en este ámbito con la charla “Retos en la evaluación y comunicación del impacto ambiental”. La Dra. Antón ha remarcado la importancia de hacer este análisis teniendo en cuenta todo el ciclo de vida del producto y cubriendo los diferentes aspectos ambientales. El proceso empieza recogiendo los datos e inventariando las emisiones que se traducen después en impactos ambientales de todo tipo: cambio climático, capa de ozono, toxicidad humana, eutrofización, partículas finas, etc. Además de mencionar los métodos y las tendencias actuales, la Dra. Antón ha insistido en que el principal reto se encuentra en la necesidad de consensuar y homogeneizar unos modelos para evaluar estos daños ambientales y simplificar al máximo, sin perder el rigor, la comunicación de los resultados.

Por su parte, el también investigador del IRTA Pere Muñoz, ha presentado los “Adelantos en el cálculo de las huellas hídrica y de carbono en la producción de manzana y melocotón” que han recogido en la elaboración de una tesis que está llevando a cabo un equipo de investigadores del IRTA. Con los objetivos de calcular la huella hídrica y de carbono, validar los resultados y detectar las etapas con mayor impacto ambiental, han estudiado la manzana y el melocotón por ser dos de los productos más importantes, en producción y volumen de negocio, en Catalunya. El estudio, que aún no ha finalizado, ya ha dado unos primeros resultados y conclusiones. En cuanto a la huella de carbono, el equipo de investigadores ha determinado que el 34% se produce durante la fase agrícola, y que ésta variará en función de los escenarios de producción entre un 12 y un 50%. Y en cuanto a la huella hídrica, los resultados muestran la gran importancia de la fase agrícola. Durante la elaboración de este estudio se ha publicada la nueva norma ISO para el cálculo de la huella hídrica a la cual se están adaptado los datos de este análisis. 

El IRTA dedicó el pasado 16 de diciembre un encuentro para intercambiar experiencias sobre la evaluación ambiental del sector agroalimentario. La jornada técnica se tituló “Cuantificación y oportunidades de mejora de los impactos ambientales del sector agroalimentario”, y se celebró en Torre Marimon (Caldes de Montbui, Barcelona).



RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.