Arranca el funcionamiento de la nueva red de abastecimiento de la margen derecha de la Ría de Pontevedra


161

03/09/2014
Archivado en: Agua , Otros , España

La sociedad estatal Acuaes acaba de poner en servicio las arterias generales del nuevo abastecimiento de agua a Pontevedra, Poio y Sanxenxo. Esta nueva infraestructura consta de 12 kilómetros de tubería que discurren bajo la Avenida Domingo Fontán y la carretera PO-308, desde la glorieta de la estación de los bomberos hasta Raxó. Además, se ha puesto en en servicio la conducción de cinco kilómetros de longitud que transporta en agua desde el embalse del Pontillón hasta la ETAP de Lérez. Esta actuación forma parte de las obras para mejorar el abastecimiento de agua a Pontevedra y su Ría.

 

Los trabajos incluyen también la ampliación de la ETAP de Lérez, que se encuentra en un estado de ejecución avanzado. Actalmente ya han finalizado los movimientos de tierras y la edificación del depósito y se continúa trabajando en el resto de obra civil de la potabilizadora quedando  únicamente pendiente la instalación de los equipamientos eléctricos y mecánicos.

 

La actuación de “Mejora del abastecimiento de agua a Pontevedra y su Ría” se divide en dos proyectos: el que se ejecuta en la margen derecha de la Ría (en los concellos de Pontevedra, Poio y Sanxenxo) y el que afecta a la margen izquierda (en los concellos de Pontevedra, Vilaboa y Marín).

 

Las obras suponen una inversión de 39,9 millones de euros, que  están siendo financiados un 85% por el MAGRAMA –a través de Acuaes y con la ayuda de los Fondos FEDER de la Unión Europea–, y el 15% restante por los cinco concellos beneficiados.

 

La actuación incluye, además de la ampliación de la ETAP de Lérez, la  construcción de siete nuevos depósitos con una capacidad total de 28.500 m3;  la ampliación de los bombeos de Monteporreiro y Raxó;  la construcción de dos nuevos bombeos; la  implantación de 35,9 km de nuevas conducciones, la  renovación de 12,2 km de tubería y la construcción de siete nuevas acometidas eléctricas.

 

 

Proyecto de la margen derecha

 

Las obras que afectan a la margen derecha se iniciaron en el mes de abril del pasado año. En el Concello de Pontevedra se trabaja en las obras del nuevo edificio de la estación de bombeo en Monteporreiro, mientras que la nueva conducción de abastecimiento a la ETAP desde el embalse del Pontillón, de 5 kilómetros de longitud, está ya totalmente finalizada y se encuentra en servicio.

 

Además, ya se ha realizado el cruce bajo el río Lérez de la nueva conducción que va desde la ETAP al bombeo de Monteporreiro y desde este punto al depósito de Mourente, a falta de concluir unos pequeños retoques.  

 

En esta zona están también muy avanzados los trabajos necesarios para la ampliación de la ETAP, cuya finalización está prevista a lo largo de las próximas semanas, mientras que las obras del depósito de Lérez ya se encuentran terminadas. Asimismo, se está concluyendo el depósito de Mourente.

 

En el Concello de Poio se ha procedido a la renovación de las arterias de abastecimiento a Poio y a Sanxenxo, situadas bajo la carretera PO-308. En este tajo ya se han ejecutado y probado con éxito los 12 kilómetros de conducciones proyectados, en su mayoría aplicando tecnologías sin zanja. En la actualidad esta nueva conducción da servicio a los dos concellos.

 

Por último, en Sanxenxo se están finalizando los depósitos de Dorrón y Buezas, mientras que las obras de la conducción proyectada entre los depósitos de Padriñán y Buezas, de 1.200 metros de longitud, ya han concluido.

 

 

Proyecto de la margen izquierda

 

Las obras en la margen izquierda, que fueron adjudicadas el pasado mes de abril, consisten en la construcción de una conducción que, partiendo del depósito de regulación que se ejecutará en Mourente, recorrerá el arco de la margen izquierda de la ría, bordeando por el sur el Concello de Pontevedra hasta Lourizán.  

 

El proyecto incluye también la ejecución de un ramal para el abastecimiento de Vilaboa, en el que se ejecutarán dos depósitos reguladores con una capacidad de almacenamiento de 1.750 m3 cada uno, que garantizarán el suministro de las puntas de demanda de este Concello. Además, se ejecutarán un total de 17 kilómetros de conducciones con diámetros que oscilan entre los 250 y los 600 mm.  

 

Las obras ya han comenzado en el depósito de regulación de O Picho, en Vilaboa. En la actualidad se está ejecutando el movimiento de tierras para posteriormente proceder a los trabajos de hormigonado de la losa inferior.

 

La finalización de las obras de abastecimiento de agua a Pontevedra y su ría supondrán una mejora de la cantidad y calidad del agua que llega a la población de las localidades beneficiadas y llevará consigo un importante ahorro energético, evitando el riesgo de desabastecimiento por las puntas de demanda originadas ante el incremento de población de los núcleos turísticos.



RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.