El Parlamento Europeo apoya nuevas reducciones obligatorias de emisiones de CO2

En el caso de España, en 2030 deberá recortar sus emisiones procedentes de estos sectores el 26% en relación a las de 2005


1272


El Parlamento Europeo respaldó el miércoles nuevas reducciones obligatorias de las emisiones de gases de efecto invernadero, tras un debate sobre la retirada de EEUU del acuerdo de París.

Estos recortes en las emisiones para los sectores de la agricultura, el transporte, la construcción y la basura contribuirán a alcanzar el objetivo global de la UE para el 2030: reducir el total de sus emisiones un 40% en comparación con 1990. Los Estados miembros asumieron ese compromiso al adherirse al acuerdo del clima de París.

La normativa aprobada el miércoles hace posible distribuir el esfuerzo en objetivos nacionales vinculantes para sectores no cubiertos por el mercado de carbono -como la agricultura, el transporte, la construcción y la gestión de desechos- que, en conjunto, representan el 60% de las emisiones.

La contribución de cada país depende su PIB per cápita, y oscila entre el 0% de reducción para Bulgaria al 40% para Luxemburgo y Suecia. En el caso de España, en 2030 deberá recortar sus emisiones procedentes de estos sectores el 26% en relación a las de 2005.

Cada estado miembro deberá seguir una estrategia para reducir las emisiones, calculada desde la situación en 2018, en lugar de 2020 como proponía la Comisión, para evitar un incremento de las emisiones en los próximos años o un aplazamiento en la reducción de emisiones.

Análisis en profundidad de la propuesta, incluyendo los objetivos por país y el máximo anual de flexibilidad (en inglés)

Para asegurar la planificación a largo plazo, los eurodiputados también fijaron una meta para 2050: la reducción de un 80% de los gases de efecto invernadero respecto a los niveles de 2005.

Recompensa a las medidas tempranas

La Cámara también propone un mecanismo para premiar a los países con un PIB per cápita por debajo de la media comunitaria que hayan tomado ya medidas o que lo hagan antes de 2020, dándoles más flexibilidad durante la última parte del proceso.

Para ayudar a los estados miembros a conseguir sus objetivos, el reglamento permite utilizar hasta el 10% de la asignación del siguiente año, descontándolo del total correspondiente. 

El informe fue aprobado con 534 votos a favor, 88 en contra y 56 abstenciones.

Declaración del ponente

Gerben-Jan Gerbrandy (ALDE, Holanda), ponente, señaló: “hoy enviamos una señal clara a Donald Trump: Europa es fiel a sus compromisos dentro del acuerdo de París y aprovecha las oportunidades del crecimiento, con o sin Estados Unidos. La práctica mayoría de los grupos parlamentarios respalda una legislación ambiciosa”.

Próximos pasos

Los negociadores del Parlamento iniciarán conversaciones informales con el Consejo, con el objetivo de alcanzar un acuerdo en primera lectura sobre la propuesta, una vez que el Consejo haya fijado su posición.

Debate sobre el anuncio de la retirada de EEUU

Los europarlamentarios también debatieron el anuncio del presidente de EEUU Donald J. Trump de  retirar a su país del Acuerdo de París, en presencia de la presidenta de Islas Marshall, Hilda Heine, y el presidente de la Comisión, Jean-Claude Juncker.

“El mundo está mirando a Europa”, señaló Heine, quien destacó la vulnerabilidad de su país al cambio climático. “Con una altura media de dos metros sobre el nivel del mar, no hay donde esconderse”, explicó. Y advirtió: “mi país corre el riesgo de convertirse en inhabitable antes del final de siglo”.

El presidente del PE, Antonio Tajani, agregó que “el cambio climático es uno de los retos más urgentes que tenemos (...). Al hacerlo, la UE está generando nuevas oportunidades para los ciudadanos y la industria. (...) La decisión de EEUU es un error. Trabajando juntos alrededor del globo podemos lograr un planeta más limpio y seguro”, concluyó.   

El presidente Juncker recalcó que la UE no renegociará el acuerdo de París. Los eurodiputados se mostraron en su amplia mayoría a favor del acuerdo de la ONU y de aplicarlo en su totalidad.

Datos

En julio de 2016, la Comisión Europea presentó una propuesta para regular los límites nacionales de emisiones de gases de efecto invernadero a partir de 2020 en sectores no regulados por el régimen de comercio de derechos de emisión de la UE (RCDE), como el transporte, la construcción, la agricultura y la gestión de desechos.  

La normativa sucederá a la decisión sobre reparto del esfuerzo que fija límites de emisiones por país para el periodo 2013-2020 y debe permitir a la UE llegar a 2030 con un 40% menos de emisiones que en 1990. Este objetivo, fijado por el Consejo Europeo en octubre de 2014, constituye, a la vez, el compromiso internacional de la Unión.

Tags: .


RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.