CIRC-PACK culmina con el éxito de los desarrollos de economía circular en el sector de envases de plástico



03/09/2020
Archivado en: Residuos , Nº 222 Especial Reciclaje 2020

Uno de los pilares del Pacto Verde Europeo, la hoja de ruta de la Unión Europea para caminar hacia un sistema sostenible, es el desarrollo de una economía circular. Consciente de la problemática de los plásticos cuando no son correctamente gestionados y con el objetivo de contribuir a una transición de nuestro actual modelo productivo lineal a uno circular nació el proyecto CIRC-PACK que, tras tres años de trabajo, concluye con resultados muy prometedores para el futuro del sector del plástico.

De este modo, el proyecto CIRC-PACK, financiado por la Comisión Europea con 7,3 millones de euros a través del programa H2020 (GA No 730423), se ha adelantado al objetivo de Europa de asegurar que todos los envases sean reutilizables o reciclables para 2030 consiguiendo desarrollar nuevos diseños, materiales biodegradables y compostables y un avanzado sistema de control para guiar este proceso. Este hito es relevante porque solo el 30% del plástico producido se recicla en la Unión Europea, constituyendo los envases el 60% de los residuos de este tipo de material. 

Para atajar este problema, el proyecto CIRC-PACK ha puesto sus esfuerzos en desarrollar alternativas a lo largo de la cadena de valor del sector plástico para intentar reducir los residuos y que estos puedan volver a recuperar su valor siendo reintroducidos en el ciclo una vez concluida su vida útil. Así mismo, los resultados obtenidos se han probado en 3 casos demostradores que involucran a diferentes actores a lo largo de toda la cadena de valor: consumidores, fabricantes de envases, proveedores de plástico, así como responsables de su transformación y recuperación. Las distintas soluciones han sido desarrolladas por 22 socios procedentes de Alemania, Croacia, Francia, Holanda, Italia, Turquía y España y coordinados por el centro tecnológico Fundación CIRCE.

 

Resultados prometedores

Una de las innovaciones desarrolladas dentro del proyecto ha sido la fabricación de plásticos procedentes de fuentes renovables. Bajo el liderazgo de la compañía italiana Novamont, CIRC-PACK ha desarrollado, probado y demostrado una gama de formulaciones de biopolímeros biodegradables y compostables procedentes de fuentes renovables, es decir biobasados. Estas formulaciones suponen una alternativa eficaz para la sustitución de formatos que presentan unas bajas tasas de reciclaje, por ejemplo, por contaminación con materia orgánica. 

CIRC-PACK involucra a todos los actores a lo largo de la cadena de valor del sector del plástico

 

Estos materiales se han usado para producir bolsas con alta imprimibilidad y resistencia, embalajes para productos de higiene con alta resistencia a la tracción, bandejas de comida que consiguen mantener su forma bajo estrés térmico y mecánico, botellas de champú y cápsulas de café que son capaces de resistir a la presión y temperatura sin alterar las características del producto que contienen.

CIRC-PACK también ha logrado diseñar envases ecológicos de la mano de la empresa holandesa BUMAGA. De este modo, el proyecto ha demostrado la viabilidad de producir embalajes de cartón eco-friendly, sustituyendo a los envases multicapa de cartón laminado con PE (que le confiere las propiedades barrera y que puede dificultar el proceso de reciclaje del cartón) utilizados, por ejemplo, para el envasado de detergentes en polvo. La solución en este caso viene de la mano de la dispersión de un biopolímero que, al contrario de los laminados tradicionales, son más eficientes en la cadena de valor porque están formados por componentes biodegradables en su totalidad y no interfieren negativamente en los procesos de reciclaje del cartón. Todo ello se ha realizado contando con la opinión y preferencias de los consumidores finales que, a través de una encuesta creada por el proyecto de la mano de OCU, han expresado su interés por que estos nuevos materiales lleguen al mercado.

Por otro lado, junto con otros socios del CIRC-PACK, el centro tecnológico español AITIIP ha desarrollado y evaluado nuevos métodos para monitorizar la calidad del plástico reciclado y adaptarla en consecuencia a la aplicación con mayor potencial. El trabajo llevado a cabo ha generado un aumento en la proporción de plástico post-consumo y post-industrial susceptible de ser reciclado y ha sentado las bases para impulsar una industria del plástico 4.0 para la reciclabilidad de los materiales y un sistema basado en la economía circular mejorando el rendimiento y calidad de los diferentes procesos de reciclaje. Además, se ha desarrollado un sistema interno de reciclaje para el sector del automóvil con el fin de convertirlo en industria de cero residuos, fabricando nuevos componentes. 

También en el ámbito del reciclado, se ha conseguido optimizar el proceso de reciclaje de productos absorbentes higiénicos como pañales, obteniéndose una fracción de plástico de calidad que ha sido validado para la producción de distintos formatos, llegando al 100% de contenido reciclado en algunos casos. 

El consorcio de CIRC-PACK, coordinador por CIRCE, está formado por 22 socios de 7 países

 

CIRCE crea un software para ayudar a fabricantes y diseñadores

Para ayudar y guiar a los fabricantes y diseñadores de envases de plástico en la transición hacia embalajes más sostenibles y aumentar tanto la conciencia como la difusión sobre cómo mejorar la circularidad y reciclabilidad mediante acciones de ecodiseño, el coordinador de CIRC-PACK, el centro tecnológico español CIRCE, ha creado un software basado en los conocimientos adquiridos a lo largo del proyecto. La herramienta, accesible online (https://circpack.fcirce.es), es capaz de analizar los envases de plástico o bioplástico y de cartón mediante indicadores de evaluación de la circularidad y facilitar así opciones de mejora.

Una vez introducidas las características específicas del envase seleccionado en la herramienta (masa, porcentaje de contenido reciclado, eficiencia del proceso de reciclado…), es posible realizar una evaluación completa de la reciclabilidad de los envases. Así, con la información proporcionada, se ofrece un primer conjunto de resultados: un diagrama de araña de la reciclabilidad, clasificación y recomendaciones; una matriz de compatibilidad para el reciclado y un cálculo de indicadores de circularidad como puede ser el Índice de Circularidad del Material.

Tras esta evaluación inicial, el software ofrece a los usuarios la posibilidad de mejorar el diseño anterior. Para ello, proporciona varias medidas de ecodiseño a lo largo del ciclo de vida del producto que se evalúan posteriormente. 

Todos estos resultados están alineados con el objetivo final de CIRC-PACK, que es que los plásticos no lleguen nunca a ser residuos y sigan en constante flujo dentro de un sistema productivo circular. Para ello, el proyecto ha actuado desde la fase de diseño, teniendo en cuenta cuál puede ser el fin de vida de ese producto, hasta el paso final que es el reciclaje, o el compostaje en el caso de los bioplásticos desarrollados en el proyecto. Del mismo modo, el proyecto ha trabajado desde diferentes perspectivas para abarcar tanto los aspectos económicos y técnicos como los medioambientales y sociales.

Tras llevar a cabo todos estos desarrollos, el proyecto CIRC-PACK estudia cómo trasladar los resultados a otras empresas, sectores y regiones con la intención de hacer realizar realidad la economía circular dentro del sector de los envases de plástico. 

El consorcio europeo del proyecto europeo CIRC-PACK

 


Puede descargar aquí el artículo completo.


457

RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.