Selección del equipo adecuado para la regulación de un motor eléctrico

Cuándo seleccionar un variador de velocidad o un arrancador suave


464

El fabricante líder de motores eléctricos y variadores de velocidad WEG ha publicado una monografía en la que se detalla cómo seleccionar entre variadores de velocidad y arrancadores suaves. Esta guía gratuita, Variador de frecuencia o arrancador suave, disponible en la página web del fabricante, ayudará a responsables técnicos a realizar mejores decisiones de compra.

Los arrancadores suaves de estado sólido emplean semiconductores para reducir temporalmente la tensión en bornes del motor. Esto ayuda a regular dicha tensión, limita la irrupción inicial de corriente y reduce los choques mecánicos que produce el arranque del motor, ofreciendo una rampa más gradual hasta alcanzar la velocidad de funcionamiento. Un variador de velocidad es un dispositivo de regulación para motores eléctricos que protege y regula la velocidad de un motor de inducción de CA mediante la conversión de la alimentación eléctrica de frecuencia y tensión constantes en energía eléctrica de frecuencia y tensión variables. Sin embargo, no es siempre fácil para el usuario decidir cuál de ellos es el más indicado para una aplicación particular.

Elegir entre un arrancador suave o un variador de velocidad depende a menudo de la aplicación. La nueva guía explica, con ayuda de datos, estadísticas y gráficos, las aplicaciones para las que los arrancadores suaves o los variadores de velocidad están mejor indicados.

La guía expone las ventajas de los arrancadores suaves y de los variadores de velocidad respecto a las prestaciones, la versatilidad y la reducción del consumo energético. Con fabricantes cada vez más conscientes del impacto de sus equipos en el medio ambiente, la guía explica también a través de ejemplos prácticos por qué los variadores de velocidad pueden ahorrar más energía. Los variadores de velocidad se emplean también en las aplicaciones que exigen una regulación completa de la velocidad en diferentes modos.

Por otro lado, los arrancadores suaves son a menudo una opción más económica para las aplicaciones que sólo necesitan regulación de la velocidad y del par durante el arranque del motor. Igualmente, son a menudo una solución idónea en las aplicaciones con reducido espacio disponible.

“Cuando se elige entre un variador de velocidad y un arrancador suave, hay que considerar factores como el tipo de aplicación, las características mecánicas de la transmisión, y los costes tanto de la instalación inicial como los que se producirán a lo largo del ciclo de vida”, explica Marek Lukaszczyk, responsable de marketing para Europa de WEG.

“Los arrancadores suaves son generalmente más pequeños y menos costosos que los variadores de velocidad. Sin embargo, los variadores de velocidad pueden proporcionar ahorros de energía significativos que reducen el coste total de posesión, ofreciendo también una funcionalidad más flexible. Por ejemplo, con bombas, ventiladores y transportadores, la plena regulación de la velocidad que un variador de velocidad aporta es esencial. Un variador de velocidad puede ser dos o tres veces más costoso que un arrancador suave, por lo que, si la aplicación sólo necesita una limitación de la corriente durante el arranque, un arrancador suave podría ser más económico”.

Entidad
WEG

WEG

RRSS
Archivado en:
Agua, Tecnología, España
Tags
WEG


RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA