El uso del poliuretano es el futuro de la construcción sostenible

Los resultados del proyecto europeo, liderado por la Universidad de Burgos, se han presentado a nivel mundial en streaming en la jornada técnica “Ideas para equilibrar el mundo”


892

La investigación LIFE- REPOLYUSE, un proyecto liderado por la Universidad de Burgos que cuenta con fondos europeos, concluye que las espumas rígidas y semirígidas de poliuretano son el futuro de la construcción sostenible.

Así lo demuestran los resultados obtenidos que en el día de hoy se han presentado a nivel mundial en streaming, a través de la jornada técnica “Ideas para equilibrar el mundo”, dirigida a profesionales de la construcción y la arquitectura.

El 68% de los residuos de espuma de poliuretano generados en Europa son dispuestos en vertederos o incinerados. Por esto, el objetivo del proyecto es aumentar la reutilización sostenible de estos residuos de espumas de poliuretano que, actualmente, son gestionados como residuos inertes o recuperados mediante técnicas que no son sostenibles.

El objetivo principal de este proyecto ha sido desarrollar un nuevo material de construcción, un prefabricado en forma de placa de yeso para techos desmontables. Se puede afirmar que dicho objetivo ha sido plenamente alcanzado, según explicó Carlos Junco Petrement, arquitecto técnico y miembro del grupo de investigación en Ingeniería de la Edificación de la Universidad de Burgos.

La tecnología implementada ha permitido fabricar un nuevo material con unas características similares a los estándares comerciales actuales, viéndose mejoradas en algunas facetas. Como el menor peso del nuevo material (30%), lo que se traduce en una reducción de 400 kg. peso por pallet, mejora importante para el transporte.

El nuevo producto LIFE-REPOLYUSE podría recuperar en sus primeros años de lanzamiento 75 toneladas de residuo de espuma de poliuretano, lo que se traduce en un menor gasto de materias primas; (25,71%) de ahorro en agua y una reducción del (31,6%) en yeso. El Análisis del Ciclo de Vida del nuevo producto LIFE-REPOLYUSE ha concluido que el nuevo material, en comparación con un producto estándar, tiene importantes mejoras en ahorro de CO2 (19,32%) y menor gasto de energía en sus procesos de fabricación (16,6%). Igualmente podría evitar el vertido en 1615 m3 de suelo.

 

Aplicaciones en edificios de España y Reino Unido 

La tecnología ya se ha aplicado en tres edificios pilotos. Uno de ellos es la construcción de un nuevo edificio de Miñano, situado en el Parque Tecnológico de Álava, donde el techo de las áreas comunes ha sido ejecutado utilizando 266 metros cuadrados de la placa resultado del proyecto LIFE- REPOLYUSE. Los otros dos son las demos desarrolladas en Burgos (España) y en Coventry (Reino Unido).

La retransmisión online incluyó una visita virtual a los demostradores, así como reuniones de trabajo con Sara Gutiérrez, coordinadora del proyecto LIFE- REPOLYUSE, quien afirmó que el producto cumple con toda la normativa de la Unión Europea “y ahora estamos tramitando la ecotiqueta”.

Ernesto García Lallana, gerente de Yesyforma, empresa colaboradora, también estuvo a disposición de los asistentes asegurando que el yeso es “un material excelente por su reversibilidad en el proceso, lo que favorece la economía circular”.

La inauguración del evento corrió a cargo de Elena Junco Ruiz, Jefe del Servicio de Residuos y Suelos Contaminados de la Dirección General de Calidad y Sostenibilidad Ambiental en la Junta de Castilla y León, quien profundizó en el “Marco legal del uso de residuos de los materiales de construcción” y destacó los proyectos que la administración pública está llevando a cabo para favorecer el reciclaje en la construcción: un Catálogo de Obra Pública Sostenible y un Decreto que regule el uso de áridos reciclados en Castilla y León.

La ponencia invitada fue desarrollada por Fernando Pardo Cobo, responsable de Economía Circular en Placo Saint Globain España, quien disertó afirmó que “el sector del yeso tiene un carácter circular, tanto por las posibilidades de reciclaje como por la simbiosis industrial”.

Gorka Arteta Hernández, de TECSA, otro de los socios participantes, apuntó a la ecogestión como vía para lograr una construcción más sostenible.

 

Próximos pasos 

LIFE REPOLYUSE responde al nombre completo “REcovery of POLYurethane for reUSE in eco-efficient materials”. Está coordinado por el Grupo de Investigación en Ingeniería de la Edificación de la Universidad de Burgos, con Sara Gutiérrez González como coordinadora. Cuenta con importantes empresas del sector como socios colaboradores: TECSA (Grupo ACS) y YESFORMA EUROPA.

El proyecto se desarrolla desde octubre del 2017 y cuenta con un presupuesto de más de 1,2 millones de euros. La investigación está co-financiada por el programa LIFE de la Unión Europea y ahora entra en fase de comercialización.

La próxima fase de la investigación: placa de yeso laminado para pared. Ya está en pruebas, próximamente se difundirá la información de los primeros resultados conseguidos.

RRSS


RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.