"Los gobiernos entienden la economía circular como local. La economía circular puede y debe ser global"

Entrevistamos a Arnaud Brunet, Director general de la Bureau of International Recycling (BIR)


757

Arnaud Brunet es Director general de la Bureau of International Recycling (BIR) desde 2017. BIR es la única asociación mundial de la industria del reciclaje y representa a alrededor de 800 empresas y 35 federaciones nacionales de reciclaje afiliadas de 70 países diferentes. Sus miembros son líderes mundiales en el suministro de materias primas y un pilar clave para el desarrollo económico sostenible.

 

Pregunta. Para empezar, abordemos la situación provocada por la crisis sanitaria debido a la Covid-19 ¿Cuál es el impacto en la industria del reciclaje?

Respuesta. Como cualquier otra industria, la industria del reciclaje se ha visto muy afectada por la situación y todavía lo está. Muchos de nuestros miembros tuvieron que parar sus negocios por razones que todos entienden, pero se han enfrentado a muchas dificultades para operar cuando ha sido posible, manteniendo como prioridad la salud y seguridad de sus empleados. Sin embargo, por el lado bueno, el BIR y sus miembros de las Asociaciones Nacionales han logrado que los recicladores sean reconocidos como actividades esenciales en muchos países y esto le ha ofrecido a las empresas de reciclaje la opción de operar cuando y donde sea factible.

 

P. ¿Cómo reaccionó la industria?

R. Esta industria ha enfrentado en los últimos años muchos desafíos, comenzando con los cambios en las políticas chinas de importación de residuos y ahora el bloqueo global debido a la Covid-19. La industria del reciclaje es sólida, reactiva, resistente y creativa. Se adapta. Sin embargo, estamos ante una situación sin precedentes y cuando la mitad del mundo está cerrada, no puedes actuar solo. Muchas empresas enfrentan dificultades para acceder a los materiales, procesarlos, enviarlos o lo contrario. En países donde los contenedores están parados en puertos como sucede en la India, BIR y las asociaciones nacionales han conseguido del gobierno indio, las autoridades portuarias y las líneas navieras que los costes de almacenamiento asociados se vieran algo aliviados. Ahora, en general, muchas compañías enfrentan problemas de flujo de efectivo y esto continuará hasta que el negocio se reanude con normalidad.

 

P. ¿Cómo debería cambiar la industria para poder gestionar situaciones como el bloqueo mundial?

R. Esta industria se basa mucho en el comercio internacional de productos básicos. El bloqueo mundial es y seguirá siendo un problema importante. Sin embargo, muchas compañías se dan cuenta de que no es razonable depender de un cliente o mercado importante. La diversificación es clave. Además, el tiempo dirá si se desarrollarán circuitos comerciales más cortos.

 

P. ¿Qué podemos esperar para los próximos meses?

R. Incertidumbre. Pasará mucho tiempo antes de que volvamos a una situación comercial equivalente a los tiempos anteriores a la Covid-19 y viviremos con el riesgo de una segunda ola y nuevas medidas de bloqueo. Sin embargo, a largo plazo soy optimista. La industria del reciclaje tiene un futuro brillante. No hay otra opción si queremos una transición real hacia un modelo exitoso de economía circular para el planeta.

 

P. ¿Cuáles son los desafíos que enfrenta la industria para los próximos años?

R. La situación causada por el SARS-CoV-2 y la crisis económica que está surgiendo no deberían ser una excusa para posponer, retrasar o, peor aún, renunciar al compromiso con una economía circular. Vemos intereses industriales que intentan reducir sus obligaciones en términos de reciclaje, contenido reciclado obligatorio, etc. Esto no es razonable. El reciclaje es un vínculo necesario para la economía circular. Ahorra emisiones de CO2 y combate el cambio climático y conserva recursos primarios y no renovables que no son infinitos. Los gobiernos y los reguladores deben apoyar a esta industria, comenzar a considerar los desechos como un recurso y favorecer el comercio responsable de residuos en lugar de obstaculizarlo con medidas restrictivas innecesarias.

 

P. ¿Cómo afecta a la industria el Green Deal?

R. Como mencionaba anteriormente, el Acuerdo Verde Europeo es vital, incluso lamentando que no se haya tenido más en cuenta el reciclaje. Pero el reciclaje es parte de la transición necesaria a la economía circular. Esperamos que la crisis económica no afecte negativamente a la agenda. Por el contrario, es hora de ser más ambicioso en temas como el diseño para el reciclaje y el contenido reciclado.

 

P. ¿Cuáles son vuestras expectativas al respecto?

R. Las instituciones europeas deberían escuchar más a nuestra industria. Somos recicladores y lo que demostramos es el impacto ambiental, social y económico positivo del reciclaje. BIR y sus miembros europeos están ofreciendo su experiencia a este respecto.

 

P. ¿Está preparado el mundo para una Europa verde?

Esperemos que así sea. Es una cuestión de supervivencia. Los ciudadanos europeos lo están seguro.

 

P. ¿Está la industria europea lista para competir en un mercado mundial que tiene sus propias leyes restrictivas?

R. La industria del reciclaje está fuertemente regulada a nivel mundial, regional y nacional. Aceptamos eso y apoyamos cualquier medida que garantice la salud y la seguridad de los ciudadanos, así como la protección del medio ambiente. Sin embargo, las medidas restrictivas que son puramente proteccionistas son vanas. Los residuos, los materiales reciclados, deben ir a donde se necesiten.

 

P. Hablando sobre el plan de economía circular de la UE, ¿cuál es el potencial para la industria? ¿Es lo suficientemente ambicioso?

R. Como se mencionó, el reciclaje es una parte vital de cualquier plan y objetivos de economía circular. Creemos que para los productores y fabricantes son necesarios objetivos más ambiciosos sobre el contenido reciclado y el diseño para facilitar el reciclaje.

 

P. ¿Cómo está afectando la economía circular a la actitud de los gobiernos sobre el reciclaje?

R. Los gobiernos entienden que los ciudadanos quieren un cambio hacia una economía más circular. Pero la transición puede llevar tiempo, porque afecta a patrones comerciales bien establecidos. Tenemos la sensación de que el reciclaje no se entiende lo suficiente y aquí es donde nuestros esfuerzos se centran en términos de conciencia, por ejemplo, con el Día Mundial del Reciclaje. Además, parece que los gobiernos entienden la economía circular como "local" o "regional". La economía circular puede y debe ser global.

 

P. ¿Cómo ve la industria en 10 años?

R. El reciclaje será una historia de éxito, porque no hay otra opción y no tenemos un planeta B. Es probable que la industria cambie mucho, se vuelva más profesionalizada, más técnica y quizás más concentrada. Pero en esos tiempos inciertos, 10 años son una eternidad. Lo que es seguro es que BIR estará por delante de cualquier cambio y apoyará a esta industria a nivel mundial.


Entrevista publicada en el número 222 Especial Reciclaje 2020

RRSS
Tags
BIR


RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.