Toneladas de residuos y escombros siguen vertiéndose sin tratamiento en O Carqueixo, Lugo

La investigación del caso sigue estancada


440

La Asociación Galicia Ambiental se suma a las denuncias presentadas por organizaciones ambientales y asociaciones profesionales de recicladores de residuos de construcción y demolición, por las miles de toneladas de residuos que se siguen vertiendo sin ningún tipo de tratamiento previo ni reciclado en el antiguo hueco minero de Bóveda, en Lugo, a pesar de que la empresa gestora cuenta ya con varios expedientes sancionadores y una investigación en el juzgado nº 1 de la ciudad de las murallas.

En la actualidad y durante el confinamiento por la Covid -19, la empresa, que utilizan parte de los asociados de APEC - Asociación Provincial de Empresarios de la Construcción y otras empresas y particulares, mantuvo la actividad de enterramiento amparada en la autorización expedida por la Xunta de Galicia de “planta de reciclaje y trasferencia de RCDs”, resguardada en la declaración como actividad esencial durante el confinamiento, pero que en realidad dicha planta no existe.

 

Más de un lustro de denuncias, expedientes sancionadores e investigaciones aplazadas

Luego de que varias organizaciones ambientales y asociaciones profesionales recicladoras de RCDs denunciasen la actividad real que se está llevando a cabo en este antiguo hueco minero, la última hace un año desde la Asociación Arcodega (Asociación Profesional de Recicladores de Residuos de Construcción y Demolición de Galicia) ha llevado el caso ante la Fiscalía por presunto delito ambiental de la empresa gestora. A pesar de que aportaban pruebas de que se estaban vertiendo toneladas de escombros sin tratar, la Fiscalía se inhibió en favor del juzgado local número 1, que debido a diversas razones como cambios de titular, mantiene la investigación del caso repetidamente aplazada y por lo tanto también eventuales actuaciones de Policías Judiciales.

Después de años de sucesivas denuncias y la apertura de varios expedientes sancionadores, en la actualidad siguen manteniendo la actividad de relleno ilegal de la antigua cantera con toneladas de escombros y residuos industriales de todo tipo. Una actividad enmascarada bajo una autorización de una inexistente planta de reciclaje de RCDs que la Xunta retiró e volvió a conceder, a pesar de constatar la ausencia de la citada instalación de reciclaje y comprobar que sí hace de vertedero careciendo de autorización del SIRGA para ello.


Ni tratamiento de residuos ni recuperación ambiental de un espacio minero

El de Lugo, es uno de los cuatro grandes vertederos industriales ilegales comerciales que existen en Galicia, y que además opera bajo el amparo de una autorización administrativa como planta de reciclaje que es inexistente.

A pesar de no disponer de autorización de gestor, esta empresa mantiene su actividad a día de hoy, recepcionando y enterrando decenas de cargas de escombros diarias y toneladas de residuos industriales de todo tipo. De hecho, la única actividad y la cual se puede comprobar en el terreno en el que opera, es el de relleno de un antiguo hueco minero, que habitualmente se inunda, con residuos de todo tipo sin que éstos pasen por ningún tipo de tratamiento o gestionados para su reciclaje.

En la actualidad y también durante el confinamiento por la pandemia sanitaria, son varios los camiones que a diario depositan toneladas de escombros hacia la ladera de la laguna de Carqueixo sin hacer selección de los residuos vertidos. Además, son varias las paleadoras que acaban echando los residuos para luego taparlos con tierras procedentes de una excavación anexa.

Una situación y formas de proceder que distan mucho de responder a las garantías de una planta de tratamiento autorizada para recuperar este espacio minero. Es más, en este caso tan sólo se limita a enterrar los residuos a escasa distancia de una laguna en la que los lixiviados podrían parar directamente, ya que non existe ningún tipo de aislamiento del suelo en el que se depositan los residuos.

 

Autorización para gestionar residuos

A dicha empresa, en el 2005 la Dirección Xeral de Calidade e Avaliación Ambiental le concedió la autorización para gestionar los residuos consistentes en la valorización de escombros procedentes de construcción y demolición en las instalaciones próximas a la parcela de Ceao y en la cantera del ayuntamiento de Lugo. Este permiso tenía data de caducidad, con una validez de 5 años, prorrogables por otros 5, siempre y cuando pasaran los informes de la Xunta favorablemente. Desde el traslado de la actividad al hueco minero de Santa María de Bóveda la única “gestión” por parte de la empresa fue la de vertido y enterramiento con tierras.

Según consta en el Sistema de Información de Residuos de Galicia, SIRGA, la empresa presenta dos autorizaciones. Una de almacenamiento y tratamiento, en la que todos los LER (Lista Europea de Residuos) solo pueden almacenarse y debe justificar todos los quilos que reciba por tipología con la correspondiente salida a centro gestor autorizado. La segunda autorización con la que cuenta es la de valorización y tratamiento de RCDs con la que debe justificar el reciclado y recuperación de otras materias inorgánicas, así como l generación de áridos.

Con todo, lo que se puede apreciar en este caso de Lugo es una gran cantidad acopiada do su rechazo, amontonado (para lo cual non ten licitación) sin que los residuos pasen por ningún proceso de tratamiento. La empresa cuenta con permiso para planta de reciclaje de RCDs, pero que en realidad no existe, pero sin embargo no de vertedero, que en un principio parece que es lo que realizan. Precisamente, con el pretexto de esta autorización para valorizar y con los planes de restauración ambiental se hacen enterramientos masivos de escombros sin tratamiento de reciclaxe. El propio Plan de Restauración, en el que se amparan, solo les autoriza a utilizar inertes de RCDs limpios, que como se puede comprobar en O Carqueixo, lo hacen con residuos sin procesar ni reciclar.

RRSS


RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.