Doce organizaciones internacionales impulsarán el desarrollo hidrometeorológico en países en desarrollo

El objetivo es fortalecer la capacidad de los países en desarrollo de producir pronósticos meteorológicos de calidad, implementar sistemas de alerta temprana y prestar servicios hidrológicos y climáticos


740

11/12/2019

Doce organizaciones internacionales que proporcionan asistencia a los países en desarrollo se reunieron en la conferencia de las Naciones Unidas sobre cambio climático para poner en marcha la Alianza para el Desarrollo Hidrometeorológico.

Los miembros de la Alianza están decididos a redoblar colectivamente los esfuerzos para fortalecer la capacidad de los países en desarrollo de producir pronósticos meteorológicos de calidad, implementar sistemas de alerta temprana y prestar servicios hidrológicos y climáticos. Estos servicios, conocidos como servicios hidrometeorológicos, son fundamentales para lograr un desarrollo resiliente mediante la protección de la vida, los bienes y los medios de subsistencia.

Los miembros fundadores de la Alianza para el Desarrollo Hidrometeorológico son el Fondo de Adaptación, el Banco Africano de Desarrollo, el Banco Asiático de Desarrollo, el Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo, el Fondo para el Medio Ambiente Mundial, el Fondo Verde para el Clima, el Banco Islámico de Desarrollo, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), el Banco Mundial, el Programa Mundial de Alimentos (PMA) y la Organización Meteorológica Mundial (OMM).

Pueden ser miembro de la Alianza todas las instituciones internacionales públicas de desarrollo, humanitarias y financieras que prestan asistencia para reforzar la capacidad de los servicios hidrometeorológicos de los países en desarrollo.

“Los datos científicos son claros: la temperatura media mundial ha aumentado en 1,1 °C desde la era preindustrial, y en 0,2 °C respecto del período 2011-2015”, dijo el Secretario General de la OMM, Petteri Taalas. “Una acción climática ambiciosa supone que los países tendrán acceso a los avisos más fiables y a los mejores servicios de información climática. Muchos países en desarrollo deben hacer frente a limitaciones de la capacidad para prestar estos servicios. La Alianza es la vía para reforzar colectivamente nuestro apoyo a los más vulnerables.”

La Vicepresidenta para el Desarrollo Sostenible, del Banco Mundial, Laura Tuck, destacó la importante función de la Alianza.

“Me complace vernos reunidos formalmente a través de esta Alianza y decididos a reducir la brecha que existe entre los países desarrollados y en desarrollo en la prestación de servicios hidrometeorológicos y de alerta temprana”, expresó Tuck. “La Alianza permitirá que actuemos con coherencia, congruencia y eficiencia ayudando a los países a prepararse para los riesgos climáticos y a proteger la población.”

Los miembros de la Alianza están decididos a aunar sus esfuerzos en cuatro áreas:

Primero, la mejora de las observaciones sistemáticas a fin de obtener mejores datos mediante el refuerzo de la capacidad de los países para lograr un funcionamiento sostenido de los sistemas de observación y mediante formas innovadoras de financiar las observaciones de los países en desarrollo.

Segundo, la prestación de más apoyo para una mejor adaptación, mitigación y resiliencia mediante el refuerzo de la capacidad de los países para planificar medidas de mitigación y adaptación basándose en criterios científicos.

Tercero, el refuerzo de los sistemas de alerta temprana para lograr una mejor gestión de los riesgos de desastre mediante el desarrollo de sistemas nacionales de avisos multirriesgos que dispongan de mejor información sobre riesgos, así como de capacidad de predicción, de difusión de avisos y de respuesta.

Cuarto, el fomento de las inversiones para lograr mayor eficacia y sostenibilidad mediante la promoción de enfoques programáticos que trasciendan los proyectos individuales, reforzando sistemáticamente el sistema hidrometeorológico operativo a nivel mundial, regional y nacional de la OMM, entre otras medidas.

Para la adopción de medidas destinadas a reducir la brecha de capacidad hidrometeorológica, la Alianza se guía por los principios recogidos en los acuerdos de las Naciones Unidas, entre otros, los Objetivos de Desarrollo Sostenible, el Acuerdo de París sobre cambio climático y el Marco de Sendái para la Reducción del Riesgo de Desastres 2015-2030.



RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA