Cataluña apoya a Bolivia en el desarrollo de la gestión de residuos en el país

La Agencia de Residuos de Cataluña y la Agencia Catalana de Cooperación al Desarrollo impulsa un programa en el país que prioriza la prevención y el reciclaje, basado en la experiencia catalana


1004

28/09/2016

La Agencia de Residuos de Cataluña (ARC) junto con la Agencia Catalana de Cooperación al Desarrollo (ACCD), en convenio con el Ministerio de Medio Ambiente y Agua de Bolivia, están implementando en Bolivia un programa de gestión en residuos que, aprovechando la experiencia catalana, ha permitido desarrollar la gestión de los residuos en el país latinoamericano, priorizando la prevención y el reciclaje.

El director de la ARC, Josep Maria Tost, y el director general de Cooperación al Desarrollo, Manel Vila y Motlló, han presentado este martes los resultados de este plan, que cuenta con financiación y asistencia técnica de Cataluña y que próximamente será impulsado con nuevos acuerdos de colaboración.

El programa, que comenzó en 2007, se estructura en tres ejes. El primero es el fortalecimiento institucional, que ha permitido elaborar el diagnóstico nacional, la planificación de la gestión de los residuos, guías y manuales técnicos así como la Ley de Residuos del país. Un segundo eje es la formación de equipos técnicos y políticos mediante talleres, seminarios y un Postgrado en Gestión de Residuos en Bolivia, así como mediante la constitución de una red nacional de compostaje.

Cooperativas de mujeres

También se han recibido delegaciones técnicas en Cataluña que han podido conocer de primera mano el modelo catalán de gestión de residuos. El tercer eje, la implementación de proyectos en diferentes municipios, se orienta a la recogida selectiva de los residuos, la construcción de plantas de compostaje, campañas de educación y comunicación ya la formalización de cooperativas de mujeres recolectoras de residuos.

La experiencia se considera un modelo en la transferencia de conocimientos y pericias entre Gobiernos, un caso de cooperación técnica que ha movilizado conocimientos en las dos direcciones. Además, la coordinación entre la ARC y la ACCD ha garantizado la plena coherencia de políticas públicas del Gobierno en esta materia.

Exportar el modelo catalán

Por otra parte, como resultado de la buena experiencia entre Cataluña y Bolivia, otros países están interesados ??en implementar el modelo catalán de gestión de recursos, lo que garantiza el efecto multiplicador de este proyecto tanto en la dimensión técnica como en la dimensión social, a través de la mejora de las vidas de la población y el impulso de un modelo de gestión de residuos más sostenible.

El programa se considera un referente de la cooperación catalana que hacen los departamentos del Gobierno y por este motivo se ha incluido como librito número 13 de la Colección de Buenas Prácticas de la Cooperación Catalana , editada por Evaluamos, y que también se ha presentado este martes



RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.