Canal de Isabel II cierra 2021 con un beneficio de 161,45 millones de euros

Las inversiones alcanzaron los 160 millones de euros, de las que un 33 % fueron destinadas a proyectos medioambientales


400

La Junta General de Accionistas de Canal de Isabel II ha aprobado hoy en su sesión ordinaria las cuentas individuales y consolidadas de la empresa pública del ejercicio 2021, así como la gestión de los administradores.

En términos consolidados, los ingresos ascendieron a 996,6 millones y el EBITDA se sitúa en 355 millones, y el beneficio del ejercicio en 161,45 millones de euros después de impuestos. Las cuentas individuales y consolidadas reflejan los efectos del aumento de los precios de la energía, que ha supuesto un sobrecoste de algo más de 11 millones de euros, lo que representa un 34,7 % de impacto neto sobre el año anterior. La empresa ha podido amortiguarlo en parte, gracias a la capacidad de generación de energía eléctrica de Canal, que en 2021 ha alcanzado el récord de 86,7 % de cobertura de la producción sobre el consumo.

Con todo, Canal de Isabel II no ha incrementado sus tarifas desde 2013 y ha continuado aplicando bonificaciones en la factura tanto por exención social, por vivienda o familia numerosa y por percepción de pensiones de viudedad inferiores a 14.000 euros anuales, como derivadas de la pandemia de COVID-19.

La Junta ha aprobado la distribución de un dividendo total de 103,7 millones de euros entre su accionariado, en el que están representados la Comunidad de Madrid a través del ente público Canal de Isabel II con un 82,4 % de las acciones, el Ayuntamiento de Madrid con un 10 % y otros 110 ayuntamientos madrileños con un 7,6 %. 

La presidenta de Canal de Isabel II, Paloma Martín, ha destacado que estos resultados son fruto del trabajo que se ha realizado por consolidar una nueva gestión de la empresa pública, basada tanto en la profesionalización del Consejo de Administración como en la racionalización de la estructura societaria. Prueba de ello es que en tan solo dos años se ha dado cumplimiento a los principios de racionalidad, eficacia y eficiencia y se ha ordenado la estructura societaria de Canal para simplificarla y hacerla más eficiente.

Martín ha señalado que Canal es una de las empresas medioambientales más relevantes de nuestro país, no sólo por la calidad del servicio que presta y su apuesta por la innovación y la sostenibilidad, sino también porque es un claro ejemplo de solidaridad, responsabilidad social y transparencia. Una empresa que está llamada a desempeñar un papel esencial en el desarrollo de la economía verde en la Comunidad de Madrid. 

“Pese al incremento de los costes derivados de la subida del precio de la energía, hemos mantenido congeladas las tarifas del agua. Y seguimos invirtiendo en infraestructuras de agua en 163 municipios de nuestra región a través del Plan Red”, ha apuntado Martín.

En cuanto a la gestión de los administradores, el consejero delegado de Canal, Pascual Fernández, destacó la labor desarrollada por la empresa y sus empleados en un año aún marcado por los efectos de la pandemia, la borrasca Filomena y la crisis energética y de otros suministros.  

Teniendo en cuenta todos estos factores, Canal de Isabel II ha seguido prestando de manera eficiente y eficaz un servicio esencial como es el abastecimiento y saneamiento del agua. Todo ello manteniendo sus tarifas congeladas y atendiendo las necesidades de los más necesitados, con cerca de 260.000 personas beneficiarias de la tarifa social, y logrando un índice de satisfacción entre sus clientes de un 8,6 sobre 10. 

Entre los hitos alcanzados por la compañía en 2021, se encuentran el récord de generación eléctrica con 420 GWh, logrando un 86,7 % de cobertura de la producción sobre su consumo, así como la producción de 120 hectómetros cúbicos de agua regenerada, en el que se incluye el vertido a cauce para la mejora ambiental de los ríos.

Fernández destacó el esfuerzo inversor realizado con 160 millones de euros, de los que un 33 % han sido destinados a proyectos medioambientales. En cuanto a los proyectos estratégicos, el pasado ejercicio, se inició el Plan Red, con la adjudicación del contrato de mayor presupuesto de la historia de Canal, 350 millones de euros, y que permitirá, en una primera fase, de la renovación de 1.200 kilómetros de tuberías en 163 municipios. Otras actuaciones relevantes fueron el inicio del Plan Solar y el Plan Sanea con 208 millones de inversión comprometida y 25 convenios ya firmados.

 

79 MILLONES DE EUROS PARA LA INSTALACIÓN DE CONTADORES DE TELELECTURA

Por su parte, el Consejo de Administración ha aprobado la adjudicación de actuaciones por un importe de 84 millones de euros y en las que se incluyen servicios para trabajos de mantenimiento y actualización de instalaciones de automatización y telecontrol, así como el contrato para las obras de instalación de contadores de telelectura con un presupuesto cercano a los 79 millones de euros y un plazo de 3 años. 

RRSS


RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA