La Xunta somete la información pública el proyecto de una planta de residuos en el puerto de A Coruña

La Consellería de Medio Ambiente publicó el informe de impacto ambiental del proyecto en octubre del año pasado y continúa así con su tramitación


540

26/04/2018

La Consellería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Xunta de Galicia acaba de someter a información pública la solicitud de autorización ambiental integrada para una planta de recepción y pretratamiento de residuos de buques en Oporto de A Coruña. Con la publicación del anuncio en el DOG, los interesados tendrán 30 días a contar desde mañana para presentar alegatos al proyecto, promovido por Limpieza marítima de óleos (Limpoil).

Hace falta recordar que el pasado mes de octubre a Consellería de Medio Ambiente formuló el informe de impacto ambiental dentro del procedimiento de evaluación de impacto ambiental simplificado sobre esta planta, al considerar que no era necesario tramitar el proyecto por la vía común.

Durante el trámite de información pública que se abre ahora, se solicitarán informes sectoriales a la Consellería de Economía, Empleo e Industria, a la Autoridad Portuaria de A Coruña, la Augas de Galicia, al Laboratorio de Medio Ambiente y al Ayuntamiento de A Coruña.

Una vez cerrado el período de consultas, valoradas los alegatos, sugerencias u observaciones realizadas al proyecto, y recibidos los informes definitivos de los diferentes organismos públicos, el órgano ambiental dictará la resolución que pondrá fin al procedimiento.

Objetivo

En estos momentos, la empresa Limpoil cuenta ya con licencia para la prestación de servicios de recogida de residuos líquidos y sólidos procedentes de buques en Oporto de A Coruña. Sin embargo, no los somete a pretratamiento dentro de las instalaciones portuarias, sino que los traslada para que sean tratados en otro lugar.

El proyecto para el cual Limpoil solicita ahora Autorización Ambiental Integrada pretende instalar en el puerto una planta con capacidad para recibir los residuos de los buques, almacenarlos y someterlos a un tratamiento físico-químico para separar el agua del aceite. Tras este proceso, las aguas ya tratadas se vertirán en la red de saneamiento municipal y los restos oleosos se trasladarán en camiones cisterna a una planta de tratamiento autorizado.

Esta nueva instalación, pensada para prestar servicio únicamente a los barcos que atraquen en A Coruña, permitiría someter los residuos generados a un pretratamiento en el propio puerto, evitando así tener que transportar fuera una gran cantidad de agua.

Tags: .


RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.