El Instituto de Carboquímica del CSIC obtiene financiación europea para cuatro proyectos de investigación

Se estudiará el aprovechamiento del CO2, la producción de hidrógeno limpio, la transformación a combustibles líquidos de residuos agrícolas y forestales y, materias primas y economía circular


1387


El Instituto de Carboquímica (ICB) del CSIC en Aragón ha obtenido más de 960.000 euros gracias a los fondos europeos del programa H2020 (Programa Marco de Investigación e Innovación de la Unión Europea) para tres proyectos de investigación que estudiarán el aprovechamiento del dióxido de carbono (CO2), la producción de hidrógeno limpio, la transformación a combustibles líquidos de residuos agrícolas y forestales y, también, las materias primas y la economía circular.

Por un lado, el proyecto PIONEER (Plasma catalysis for CO2 recycling and green chemistry), conducido en el Instituto de Carboquímica por los investigadores del CSIC María Victoria Navarro y Tomás García, ha obtenido 250.000 euros dentro de la convocatoria ITN (Innovative Training Networks), que forma parte del programa H2020. Es un proyecto europeo para formar a una nueva generación de expertos en la valorización de CO2, utilizando procesos que acoplan plasma y catálisis. Cuenta para ello con un equipo de 17 investigadores en la fase inicial de 12 instituciones beneficiarias distintas, con una financiación total de casi 4 millones de euros que se desarrollará durante los próximos 4 años.

La intensificación de los procesos de valorización de CO2 puede contribuir en gran medida a la estabilización de la concentración de CO2 en nuestra atmósfera a través de la producción de combustibles sintéticos que pueden jugar un importante papel en la transición a un futuro 100% renovable. Para acelerar estos procesos químicos y termoquímicos se utilizan catalizadores específicos y la incorporación de plasma podría acelerarlos aún más. El proyecto se dirigirá a comprender los plasmas de CO2, su interacción con las superficies de catalizadores sólidos y los fundamentos de los mecanismos de reacción involucrados con formación complementaria para los doctorandos en preparación de informes, gestión de proyectos o visión de negocio.

Por otro lado, el Instituto de Carboquímica ha obtenido también 250.000 euros de financiación para el proyecto BIKE (Bimetallic catalyst knowledge-based development for energy applications), también dentro de la convocatoria ITN (Innovative Training Networks) del programa H2020. El proyecto cuenta con una financiación total de 3,7 millones de euros para crear una red para la formación de científicos prometedores que desarrollarán y estudiarán, mediante un innovador enfoque integrador, la próxima generación de catalizadores bimetálicos para producción de hidrógeno limpio. Este equipo formado por 14 investigadores en fase inicial de 12 entidades distintas será capaz de abarcar todos los aspectos relacionados, desde la preparación hasta la modelización, aplicaciones industriales y comercialización de materiales de catalizadores relacionados con el hidrógeno.

En concreto, el Instituto de Carboquímica junto con el Instituto de Catálisis y Petroleoquímica, ambos del CSIC, serán los responsables de la parte de investigación relacionada con la obtención de hidrógeno limpio utilizando una novedosa tecnología para la electrólisis de agua. La responsable del proyecto en el ICB es María Jesús Lázaro, que tiene una duración prevista de 4 años.

Además, Lázaro también es la investigadora principal de la red AMDA2, dotada con 700.000 euros para movilidad de estudiantes de doctorado entre la industria y los institutos de investigación. La red está subvencionada por el Instituto Europeo de Innovación y Tecnología y en ella intervienen once instituciones que trabajarán en actividades relacionadas con las materias primas y la economía circular. En esta red el ICB ha obtenido una financiación de 60.000 euros.

Por último, el Grupo de Combustión y Gasificación del Instituto de Carboquímica participa en el proyecto CLARA, que investiga la cadena de conversión de biomasa a combustibles líquidos sintéticos. Se trata de un grupo de trabajo formado por 13 equipos de investigación de 9 países europeos, aprobado dentro del programa H2020 y que cuenta con una financiación de 5 millones de euros para los próximos 4 años. Con él se pretende producir combustibles líquidos a partir de residuos agrícolas y forestales mediante procesos de gasificación con trasportadores de oxígeno y de producción de combustibles sintéticos con emisiones negativas de CO2. El responsable del proyecto es Juan Adánez y desde el ICB, se contará con una financiación de 400.000 euros para investigar el núcleo del proceso como es la gasificación con trasportadores sólidos de oxígeno (CLG) a nivel piloto. 

Tags: ICB, CSIC.


RECIBE NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO


EN PORTADA

Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.